¿Qué es el neoliberalismo?

publicado a la‎(s)‎ 16 jun. 2013 15:50 por José Malaguera   [ actualizado el 2 jul. 2013 13:30 ]
Eduardo Garzón - 

El Neoliberalismo es el Capitalismo Salvaje de sobre explotación de la Clase Obrera
Últimamente el término “neoliberalismo” ha cobrado fuerza en los debates y en la opinión pública para referirse a una determinada postura o ideología ante los fenómenos económicos. Sin embargo, el mismo término es empleado para referirse a diferentes actitudes económicas que, aun compartiendo una misma esencia, difieren en aspectos muy importantes. Ello da lugar a una importante confusión entre aquellos que se inician en el tema, los cuales acaban mezclando conceptos y equivocando ideas. Pero no sólo hay incertidumbre entre los primerizos, sino también entre los más entendidos. Unos acaban reprochando a otros que utilicen el término “neoliberalismo” cuando -desde su punto de vista- no deben; y al revés. Como resultado, en muchas ocasiones el debate termina encharcado por problemas semánticos que obstaculizan el análisis de ciertas medidas y comportamientos económicos y políticos.

En efecto, es prácticamente imposible ofrecer una definición rigurosa, completa y exacta de la ideología neoliberal. Esto sucede precisamente porque incluso en las filas de sus propios seguidores existen notables divergencias de opinión. Por lo tanto, pasar a definir cómo piensa o qué busca el pensador neoliberal se convierte en una tarea imposible.

Sin embargo, existe otro tipo de aproximación que nos puede servir para entender la esencia del neoliberalismo: estudiar los acontecimientos y tendencias que han tenido lugar en las últimas tres décadas y que han terminado consolidando el tipo determinado de estructura económica y política que actualmente tenemos en los países occidentales. Una estructura que contrasta enormemente con la existente tras la Segunda Guerra Mundial (vigente aproximadamente en el período 1948-1980), y que ha venido denominándose capitalismo neoliberal. El paso del capitalismo de posguerra al tipo de capitalismo neoliberal se debe a determinadas transformaciones que pueden ser analizadas por separado. Teniendo en mente esto, podemos denominar neoliberal toda aquella conducta o proceder que vaya en línea con los grandes fenómenos económicos que modificaron importantes elementos del sistema capitalista occidental de posguerra hasta convertirlo en uno notablemente diferente.

De esta forma el debate se centra en acontecimientos concretos que han tenido lugar en los últimos años, evitando así el conflicto que supone materializar en pocas palabras toda una ideología.

Siguiendo a Kotz, el capitalismo neoliberal se ha singularizado por las siguientes principales características1:

-   Desregulación de los negocios y las finanzas, tanto en un ámbito local como global, permitiendo una mayor liberalización del mercado para lograr la libre movilidad del capital.
-   Privatización de empresas públicas que previamente venían gestionadas por dirigentes del estado y funcionarios públicos.
-   Relajación en la política monetaria por parte de las autoridades y, en la medida en que se interviene, mayor atención a la inflación que al desempleo.
-    Fuertes reducciones en el gasto público.
-    Reducción de impuestos a las grandes fortunas y a las empresas.
-    Debilitamiento de los sindicatos y modificación del mercado laboral aumentando el poder del capital frente al del trabajo.
-    Fomento de los trabajos temporales frente a los trabajos de larga duración.
-    Competición encarnizada entre empresas y abandono de la conducta tendente al respeto entre empresas propia de los años de posguerra.

Cada uno de estos factores ha influido decisivamente en la aparición de un capitalismo de tipo neoliberal. El proceso ha sido (y sigue siendo) largo, pues comenzó allá en los años 70 y en los primeros años de la década de los 80 como respuesta a la llamada crisis del petróleo de 1973. Su primera aparición en las instituciones se debió fundamentalmente a las políticas llevadas a cabo por Margaret Thatcher en Reino Unido y Ronald Reagan en Estados Unidos. A partir de entonces, el neoliberalismo fue ganando fuerza paso a paso en el mundo occidental, (irrumpiendo con mayor energía en unos países que en otros) hasta instalarse con firmeza en nuestras comunidades. El cambio de orientación del sistema capitalista trajo consigo una recuperación de la actividad económica -la cual había caído con la crisis del petróleo-, pero a cambio de un incremento de las desigualdades sociales y muy especialmente de la proliferación de burbujas financieras como consecuencia de la dominación de la economía financiera sobre la economía productiva. Fenómenos que, como todo el mundo sabe, nos han llevado a la actual crisis económica. La actual crisis es consecuencia del neoliberalismo.

Resulta curioso pensar en una cosa. Si uno vuelve a revisar los factores propios del neoliberalismo anotados arriba, descubrirá que actualmente las políticas que se están llevando a cabo para salir de la crisis siguen la misma línea2. Es decir, las políticas actuales europeas siguen siendo neoliberales. Se está intentando salir de la crisis acometiendo las mismas medidas que aquellas que la provocaron.

Esta crisis es una crisis del sistema capitalista, concretamente del sistema capitalista neoliberal, y no es posible recuperarse de ella mediante políticas neoliberales. Algún día los dirigentes políticos y económicos se terminarán dando cuenta, pues no les quedará otra. Esperemos que no lo hagan demasiado tarde.

 

Notas:

1 Aunque en su trabajo Kotz se refiere a los cambios producidos únicamente en Estados Unidos, lo cierto es que todos ellos pueden ser ampliamente exportados a la mayoría de los países europeos sin menoscabo alguno.

2 Quizás la única medida que no se está llevando a cabo y que incluso parece que empieza a revertir su tendencia es la de la reducción de impuestos a las grandes fortunas y a las empresas.

Contador de visitas
frontpage hit counter
Comments